Jubilación

Rentas vitalicias, un buen complemento a la pensión

1 marzo, 2018
Rentas vitalicias, un buen complemento a la pensión

No paramos de leer titulares al respecto: las futuras pensiones serán de menor cuantía que las actuales.  Entocnes, ¿qué hacer para complementar mi pensión? Hoy te hablamos de las rentas vitalicias. ¡No las pierdas de vista!

Un reciente estudio de Afi concluye que las últimas reformas decididas por el Gobierno, en 2011 y 2013, provocarán una caída media del poder adquisitivo de una persona que se retire hoy de unos 350 euros al mes, a lo largo de su vida como jubilado. Pero lejos de ser alarmistas, el estudio, encargado por la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa), aporta una solución a nuestro alcance: las rentas vitalicias.

Las rentas vitalicias garantizan un nivel de vida a quienes las perciben porque están aseguradas, se viva el tiempo que se viva

Como ya hemos explicado en este blog en otra ocasión se trata de convertir en una renta de por vida cualquier patrimonio de valor con el que contemos. Así, los recursos que se pueden destinar a constituir una renta vitalicia pueden ser muy variados: desde el ahorro financiero convencional (depósitos, fondos, acciones…) o viviendas (principales o secundarias), a derechos diversos  como traspasos de negocios, licencias de taxis, etc.

Afi estima en este estudio, titulado Soluciones para la jubilación. Naturaleza, ventajas, defensa y fomento de las rentas vitalicias en España, que unos 63.000 euros son suficientes para afrontar la constitución de una renta vitalicia que compense la pérdida de poder adquisitivo citada de 350 euros al mes. Esos 63.000 euros equivalen a una tercera parte del patrimonio medio actual de los hogares encabezados por personas mayores de 65 años.

Hay que recordar que las rentas vitalicias garantizan un nivel de vida a quienes las perciben porque están aseguradas, se viva el tiempo que se viva. Además con ellas se evita que una persona sobreviva a sus ahorros o que haya un exceso de ahorro acumulado cuando fallece, “lo que sería ineficiente porque implicaría que esa persona ha tenido una calidad de vida inferior de la que se podía haber permitido” apunta los expertos.

Otra ventaja a tener en cuenta es su ventajosa fiscalidad, ya que las ganancias patrimoniales (plusvalías) realizadas en la transmisión de elementos patrimoniales (hasta un valor de 240.000 euros) están exentas siempre que se dediquen íntegramente a la adquisición de una renta vitalicia, el titular de dicho patrimonio tenga 65 o más años y dicha renta se adquiera en su favor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *