Jubilación

Nuestro sistema de pensiones (y III)

5 mayo, 2017
Nuestro sistema de pensiones

Con esta parte concluimos la historia sobre el origen de nuestro sistema de pensiones. En las dos anteriores os contamos cómo la instauración de la democracia y la Constitución en 1978 favorecieron y garantizaron el derecho y la protección de la salud, de los minusválidos y de la tercera edad.A partir de entonces, en la década de los ochenta, se crea un nuevo modelo de gestión con diferentes organismos entre los que se encuentran el Instituto Nacional de la Salud y el Instituto Nacional de la Seguridad Social. Se fueron tomando también medidas para extender las prestaciones a colectivos no contemplados inicialmente y para dar mayor estabilidad económica a la estructura diseñada.

En los años noventa se siguieron realizando cambios que tuvieron que ver más con la adaptación a las nuevas circunstancias sociales surgidas, como fue, por ejemplo, una mayor movilidad laboral y la incorporación de la mujer al mercado de trabajo.

El Pacto de Toledo  se ha convertido en la hoja de ruta para asegurar la estabilidad financiera y las prestaciones futuras de la Seguridad Social

La culminación a esta evolución tuvo lugar en 1995 con la firma del Pacto de Toledo, que fue apoyado por todas las fuerzas políticas y sociales, y que se ha convertido en la hoja de ruta para asegurar la estabilidad financiera y las prestaciones futuras de la Seguridad Social.

Otras acciones que se tomaron durante este tiempo y que siguen siendo claves en la actualidad han sido la implantación de las prestaciones no contributivas; la creación del Fondo de Reserva de la Seguridad Social; la introducción de mecanismos para una jubilación flexible y de incentivos de la prolongación de la vida laboral, o las medidas de protección en los supuestos donde las pensiones son mínimas.

Pero este proceso no termina aquí. Nuestro actual sistema público de pensiones sigue adaptándose a los cambios sociales y económicos que van surgiendo. La mayor esperanza de vida, asociada a un número cada vez más bajo de nacimientos requieren un repaso a las decisiones anteriores. De ahí, que el Pacto de Toledo este debatiendo sobre ello.

7 comentarios

  1. Pablo dice:

    Los autónomos seguimos siendo el horror de la seguridad social…Lo lógico sería contabilizar las aportaciones de toda la vida laboral. No es normal que tu hayas cotizado durante 20 años por cuenta agenda el tope de cotización y luego al convertirte en autónomo y no cotizar 4 años y seguir hasta tener 35 años cotizados y pagando de autónomos 589 euros luego te quede una pensión de 950 euros.. es de juzgado de Guardia!!!

  2. Eduardo Marin dice:

    Dicen q las pensiones están siendo más altas q los salarios. . Pero¿ es esto culpa de una subida desproporcionada de las pensiones?. Creo q más bien lo contrario. Señores del Pacto de Toledo sean honestos con sus deliberaciones y hagan como los militantes socialistas …no se dejen llevar por los “barones ” de este país

  3. Jose dice:

    Hola ..soy autónomo. tengo 61 años..y unos 31 años cotizados ..mi pregunta es ..cuando yo me podría jubilar ..ya que dicen que con los 63.años..muchas gracias ..

    1. Observatorio Caser dice:

      Buenas tardes Jose,

      Quizás este post le pueda aclarar algo: https://observatoriodepensiones.com/jubilacion/afecta-jubilacion-anticipada-pension/

      Saludos

  4. Jose Carrasco GomeZ dice:

    El sistema de pensiones será lo que queramos nosotros los pensionistas. Pensar que nosotros con nuestros 9 millones de votos podemos confirmar las mayorias parlamentarias. Otra cosa es que nos escondamos por miedo en casa , esperando que lis politicos de turno no te agredan mucho. Lucha por la mejora de pensiones. Exige desde tu asociacion de pensionistas y no estés solo pendiente de las migajas de los viajes

    1. Agustí Solá Gallego dice:

      Lo increible es no utilizar la fuerza que tiene nuestro colectivo.

  5. Un pagano de las no contributivas dice:

    Digan de dónde sale el dinero para pagar las pensiones no contributivas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *