Ahorro y Futuro

Robo advisor: una alternativa para tu ahorro

8 septiembre, 2016

Si hasta ahora un asesor financiero guiaba nuestras inversiones teniendo en cuenta aspectos como nuestras necesidades financieras, nuestras circunstancias personales en el pasado, en la actualidad y cómo pueden variar de cara al futuro, el patrimonio que tenemos disponible o el resto de inversiones que podemos tener activas, ahora los robo advisor prometen hacer este mismo trabajo de una manera muy diferente.

Con los robo advisor la objetividad y la independencia de las recomendaciones y decisiones de inversión quedan aseguradas. No es una persona la que toma las decisiones basándose en su experiencia, sino que a través de un sistema totalmente automatizado y a través de algoritmos se toman las decisiones que mejor le convienen a cada cliente. Con los robo advisors lejos queda la intuición a la hora de actuar, todo es matemática.

Los robo advisor conllevan menos comisiones de gestión de patrimonio que los asesores de carne y hueso

La construcción de la cartera se realiza a partir de ciertas variables como el contexto de mercado o los límites de riesgo previstos por el inversor. Lo primero que tiene en cuenta un robo advisor a la hora de formar una cartera son las pérdidas potenciales. Luego periódicamente, y de una manera totalmente automática, va recomponiéndolas. Y es que todos los meses se comparan datos y se analizan las rentabilidades previstas de la cartera inicial. De tal manera que si con el paso del tiempo la rentabilidad de ésta no iguala a la rentabilidad prevista, se va recomponiendo y optimizando.

Entre otras características positivas, los robo advisor se definen por conllevar comisiones significativamente inferiores a las de los asesores financieros de carne y hueso. Si éstos últimos cobran unas comisiones que oscilan entre el 1% y el 3%, las de los gestores automáticos se sitúan un 0,15% y un 0,5%, en la mayoría de los casos. Por lo tanto democratiza las inversiones. Ya no solo los grandes patrimonios tienen derecho a una gestión personalizada, sino que todos los tipos de clientes, desde los más pequeños hasta los más grandes, tienen las mismas oportunidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *